Conéctate con nosotros

Emprendimiento

Con un click Octavio Perlaza creó emprendimiento pesquero con una demanda semanal de 200kg

Published

on

Octavio Perlaza a sus 50 años, creó un emprendimiento de pez ahumado que promueve el aprovechamiento de tres especies de peces de poca comercialización en su municipio.

Gracias a la conexión a Internet que ofrece el Punto Digital de Bajo Baudó, Octavio aprendió a construir un horno ahumador y el manejo estratégico de redes para comercializar de forma virtual su producto.

Octavio no esperaba un éxito tan grande puesto que en este momento puede producir entre 70 y 75 kg de peces ahumados semanales que son enviados a Cali, Tuluá y Buga, pero sus compradores están solicitando que sean enviados 200kg semanales porque su producto tiene una alta demanda.

Fuente: AndiRed. Octavio Perlaza en el Punto Digital en Bajo Baudó, Chocó.

El Proyecto Nacional de Conectividad de Alta Velocidad (PNCAV) está operando un Punto Digital (PD) en Bajo Baudó, y esta fue la herramienta que abrió las puertas del emprendimiento al señor Octavio Perlaza. Allí, fue apoyado por Ilsen Cossio, administradora del Punto Digital y le enseñó cómo utilizar las herramientas TIC y así, poder comercializar su producto.

A través de las redes sociales Facebook y WhatsApp, Perlaza retomó contacto con personas conocidas de su ciudad natal Buenaventura, quienes virtualmente lo motivaron a investigar cómo construir un horno artesanal con tablas de madera y zinc, en el que pudiera realizar el proceso de ahumado de los peces Ñato, Barbinche y Alguacil. Gracias a la ayuda recibida en el PD, no sólo investigó la forma más adecuada para construir el horno artesanal, sino que logró crear un sistema de negociación y venta de su producto con ayuda de las personas que contactó.

Fuente: AndiRed. Octavio Perlaza al lado de su horno artesanal en Bajo Baudó, Chocó.

Octavio es oriundo de Buenaventura, pero lleva 5 años viviendo en Pizarro, cabecera municipal de Bajo Baudó, es Tecnólogo Pesquero de la Universidad Tecnológica del Chocó- Diego Luis Córdoba.

La pesca es un oficio heredado por sus padres, abuelos y bisabuelos, sus ancestros. Según el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural, La producción de acuicultura y pesca en Colombia es de 311.867 toneladas al año en promedio. Especies como el Bagre, Doncella, Bocachico, Nicuro, Dorada, Blanquillo y Yamú son las principales especies de río, mientras que las marítimas son camarón, Róbalo, Pargo, Sierra y Atún.

Fuente: AndiRed. Pescadores en medio de una faena en Bajo Baudó, Chocó.

“El acceso a internet para ustedes en la ciudad es un privilegio, nosotros no tenemos esas facilidades, por eso cuando necesitamos algo vamos al PD. Ahí me han ayudado mucho, la señora Ilsen me explicó cómo hacer estrategias de marketing y todo lo necesario para mi negocio” – Menciona Octavio Perlaza.

Octavio ha trabajado con entidades yORG como la Fundación colombiana para la Investigación y Conservación de Tiburones y Rayas (SQUALUS), Asociación de pescadores artesanales de Orpua, Asociación de pescadores artesanales de Pizarro e INCODER (Instituto Colombiano de Desarrollo Rural) que promueven la pesca responsable y la conservación de especies en Colombia. 

Relata cómo después de 20 años trabajando en el sector pesquero, notó que a pesar de que las especies conocidas como: Alguacil, Barbinche y Ñato, tienen un alto volumen de pesca, no son muy comerciadas en las pesqueras del sector.

Adicionalmente, debido a la ubicación del municipio, Perlaza relata que la forma de distribución del producto pesquero se realizaba a través de una avioneta que transportaba el pescado fresco hacia otras ciudades los días lunes, miércoles y viernes, sin embargo, esa conexión se perdió y ahora el único medio de transporte que tiene la población es un barco que va cada ocho días al municipio. Esto generó una decaída en los ingresos de los pescadores, al no ser frecuente el servicio de transporte, el producto pierde frescura.

De estas dos problemáticas nace el emprendimiento de Octavio, quien vio una oportunidad de dar un valor agregado a las 3 especies menos vendidas en su municipio y vender un pescado ahumado como diferencial del pescado fresco.

“Desde hace más de 20 años trabajo en el sector pesquero y gracias a mis estudios y el trabajo realizado con ONG siempre promovemos la pesca responsable, por ejemplo, los pescadores no deben pescar peces de un tamaño inferior al permitido, ese tamaño se da dependiendo del pez y su etapa de reproducción, cuando ya alcanzan su madurez sexual” – Aseguró Octavio Perlaza.

La Fundación MarViva realizó un Monitoreo Pesquero Participativo en el Distrito Regional de Manejo Integrado (DRMI) Encanto de los Manglares de Bajo Baudó; como resultado, se pudo observar que el volumen total de desembarque durante el periodo de monitoreo comprendido entre noviembre de 2017 y 2018, fue de 286.938 kg de los cuáles 99.323 kg corresponden a Pizarro, cabecera municipal de Bajo Baudó; de la totalidad de especies desembarcadas, dentro de los primero lugares se encuentran: Sierra Castilla (Scomberomorus sierra), Alguacil (Bagre pinimaculatus), Barbinche (Bagre panamensis) y Ñato (Notarius troschelii) con cifras de desembarque de 30,039 kg (10,5%), 21.177 kg (7,4%), 19.886 kg (6,9%) y 19,633 kg (6,8%), respectivamente.

El estudio anteriormente mencionado nos deja ver la preocupación de Octavio por el incansable trabajo que realizan los pescadores de su zona sin recibir una adecuada retribución económica:

“La pesca es un proceso complementario que implica no solo la captura, sino también la manipulación, transformación, comercialización y transporte de los productos marinos, con el fin de mejorar la calidad de vida de aquellos que están implicados en la cadena de pesca. Quiero que mi historia ayude a visibilizar el esfuerzo de todos estos trabajadores y que este logre ser reconocido”. – Puntualizó el señor Perlaza

Las historias de éxito como la de Octavio Perlaza invitan a la población a no abandonar sus sueños, buscar oportunidades de crecimiento y no desperdiciar la infraestructura tecnológica que se encuentra instalada como los Kioscos Digitales, Puntos Digitales, Puntos Digitales Plus, Internet en las Instituciones Públicas, Internet en los Hogares y Zonas Wifi; por esto Ministerio TIC y AndiRed están comprometidos en seguir trabajando para llevar tecnología de alta velocidad y conectividad a las comunidades más alejadas del país.

ACERCA DE ANDIRED:

‘Nos Unen Lazos de Orgullo’, más que un lema, ha sido la esencia del Proyecto Nacional Conectividad de Alta Velocidad del Ministerio TIC, ejecutado por AndiRed, que está conectando a los 29 municipios y 18 áreas no municipalizadas más alejadas del país en las regiones de la Amazonía, Orinoquía y Pacífico chocoano. Si deseas consultar más sobre el proyecto desde tu región puedes ingresar a las siguientes páginas: www.andired.com y www.mintic.gov.co o seguir en redes sociales (Facebook, Twitter e Instagram) a AndiRed como @PNCAVAndired.

De interes